Por: Bécker García
¿PERO QUÉ NECESIDAD SERGIO PABLO?
Y resulta que se acabó el 2019.

Fue, para Cajeme, un año pésimo.
No lo digo solamente por las ejecuciones (asesinatos) que hubo durante el pasado año, sino, además, no hubo crecimiento económico.
No, no necesito ser Licenciado en Economía, para decirlo, porque se nota.

Se nota en los comercios, en las calles, las empresas que se quejan y otras que cierran donde me cuentan decenas (los que me cuentan) de personas que han perdido su trabajo.

“Bécker, tú que estás en los medios, consígueme una chamba”…. Pues ni cómo, ¿no?

Y lo que veo peor, es que el siguiente año no será nada bueno para Cajeme. Y me explico.
En la política, todas las acciones provocan reacciones.

Veamos: nuestro excelso diputado local, Siri Salido, comentó su intención de convertirse en candidato a la presidencia municipal de Cajeme, y no tardó mucho en obtener una respuesta, de parte de otro sublime diputado, el famoso “Pollo” Castelo.

Y resulta que las cosas se dieron así: todos, las y los diputados, votaron a favor del presupuesto de ingresos 2020 para Sonora, y, cuando se dieron cuenta de que, en él, incluía un préstamo por mil 300 millones de pesos, los de la bancada de MORENA quisieron recular. Ya no se pudo. Ya se había votado y entonces, era caso consumado.

La vox populi, que a veces suele ser la vox Dei, según Maquiavelo, y luego de aprobar el presupuesto, se dijo que, a los diputados, los había centaveado. Yo no lo creo, quizá lo que ocurrió es que, la falta de oficio político de est@s señor@s, que no leen, ni cuenta se dieron de lo que pasó. (Quiero ser positivo en el 2020, conste).

Entonces medio vi una larga entrevista que le hicieron a don Pollo Castelo, donde declara que si los 11 diputados de Morena hubieran tenido un voto de otro diputado no MORENO, hasta sumar 12, hubieran podido hacer algo y, tras, como suele pasar en estas entrevistas pagadas, uno de los “periodistas” se le fue a la yugular al Siri, del PT, argumentando que con su voto, esto no hubiera pasado. Nah, falso, solo fue declarado por don Pollo y le dieron piola, para tratar en vano de quitarse el estigma de vendidos: doce votos no serían suficientes para cambiar el rumbo de las cosas y también, lo declaró para bajarle a las intenciones de Salido de querer ser candidato a la alcaldía de Cajeme.

¿Será que don Pollo se cree con merecimientos para sentarse en la silla más confortable (es un decir) del edificio de la 5 de Febrero e Hidalgo?
Tal vez. Porque luego los políticos se la creen.
Juran, que llegaron al poder por méritos propios, faltándole al respeto a quien los hizo ganar, es decir, Andrés Manuel López Obrador.

Pero bueno, amiga lectora de la nueva década, amigo lector que te sientes un año más viejo, se dice que, de ver dan ganas y ahí tenemos que Sir Sergio Pablo Mariscal, pues levantó la mano para decir que a él no lo den por muerto, y se apunta desde ya para ser considerado candidato a gobernador en el 2021.

¿Cóoooooomooooooo? Si, así lo dijo, no fue broma de los santos inocentes.
Pasa que Don Sergio Pablo, se pudo haber creído, según la voz de sus corifeos, quienes le dicen que está haciendo tan buen papel en la alcaldía, que merece dar el saltito para gobernar a dos millones y pico de habitantes de este estado. Ajá.

Y resulta que de volada, las redes sociales y los medios tradicionales, lo hicieron giras.

“Haiga sido como haiga sido”, lo dijo un borrachín que nos gobernó (es un decir) 6 años, el caso es que no midió Sir Mariscal las consecuencias.

Y me explico.

Nada más vamos a tomar en cuenta a los precandidatos de MORENA para buscar la grande sonorense en el 2021.

Primero, Alfonso Durazo Moreno, ese que actualmente es el Secretario de Seguridad Nacional y muy allegado a su jefe AMLO, con quien se reúne a diario.

¿Cómo le habrá caído la declaración a Durazo? Pues de la patada, ¿no?; porque es el más alineado para ser el candidato y esta declaración le causa mucho ruido. No le quita, solamente le causa ruido.

Seamos francos, poder es poder y estoy seguro que en este 2020, Sergio Pablo, y lo que es peor, Cajeme, no contará con un aliado en el Gobierno Federal en la voz de Durazo. Así de sencillo.

Por otra parte, Célida López, otra precandidata al 2021, pues tampoco estará así como de plácemes por tener de contrincante al alcalde de Cajeme, y aunque pareciera que no podrá afectarle mucho, la señora pesa dentro de MORENA y del PAN, y tiene contactos suficientes para ponerle piedritas a Mariscal.

Y por último, aunque más tranquilo y dedicado a hacer su chamba, en todo caso el senador Arturo Bours Griffith sería una mejor carta que el alcalde de Cajeme para el 2021, y pues, tampoco creo que vaya a tener un aliado en él.
Y bueno, ya no digo nada de lo que puedan pensar los otros candidatos de la oposición sobre la declaración de SPMA, porque seguro se la tendrán guardada y pronto, veremos las críticas al pésimo trabajo que se ha hecho en Cajeme y eso, eso tampoco nos beneficia.
Y digo, me pregunto, ¿Pero qué necesidad Sergio Pablo? Ponte a trabajar porque calladito, te ves menos feo.

Digo.

Gracias

http://beckergarcia.blogspot.mx;

https://www.facebook.com/beckerg;

https://twitter.com/beckerg123